Con controles, indígenas buscan blindar al Valle de Sibundoy del Covid-19

Con dos puestos de control sanitario instalados pretenden hacerle frente a la pandemia que se acerca a esta región de Colombia.

Desde esta semana un grupo de indígenas pertenecientes a los pueblos Inga y Kamëntsa del Valle de Sibundoy decidieron establecer puestos de control para evitar la llegada del Covid-19.

Un primer grupo se estableció en el sector de la vereda El Cascajo, del municipio de Santiago, allí las comunidades impiden el ingreso de personas de otras ciudades del país, y del extranjero.

El otro grupo de indígenas decidió establecerse en la entrada al municipio de San Francisco, sobre la vía hacia Mocoa, también para hacer un control desde esta región.

Franklin Narváez, de la guardia indígena Inga de Santiago señaló que el propósito de estos controles es el de “proteger la cultura, el bienestar de nuestros mayores, y los demás que viven en el Valle de Sibundoy”.

Narváez también señaló que en los puntos se está permitiendo el paso de los vehículos que transportan alimentos y elementos de primera necesidad para abastecer al Putumayo.

Quienes han decidido asumir esta responsabilidad, indicaron que lo hicieron porque a las autoridades «se les estaba filtrando la gente por unas trochas”.

Los mismos señalaron que, los controles se hacen siguiendo las medidas sanitarias para evitar el contagio, y que seguirán en los puntos durante los días de cuarentena decretados por el Gobierno Nacional.

Comenta con tu cuenta de Facebook